cabecera
Hemeroteca :: Edición del 01/12/2012 | Salir de la hemeroteca
1/1

Los partidos políticos tendrán grupo parlamentario propio en el Congreso si suman 5 diputados y el 5% de votos

Se constituirán el 20 de diciembre. En la Cámara alta son necesarios 10 senadores

Por REDACCION
x
redaccionguadanewses/9/9/19
Última actualización 22/11/2011@19:54:04 GMT+1
El Reglamento del Congreso contempla varias vías para poder crear un grupo parlamentario. En primer lugar, podrán constituirse en grupos los partidos que obtengan más de 15 de escaños. También podrán hacerlo los que logren, al menos, cinco diputados y un 5 por ciento de los votos a nivel nacional o bien el mismo número de escaños y un 15 por ciento en aquellas circunscripciones en las que presentan candidatura. Estas condiciones garantizan que los dos partidos mayoritarios puedan constituirse en grupo parlamentario, ya que superarán los 15 escaños. Tampoco supone problemas, en principio, para los nacionalistas de CiU, que suelen alcanzar los 5 escaños y llegar al 15 por ciento de sufragios en las circunscripciones en las que se dividen sus respectivas comunidades. Tradicionalmente, el PNV también ha cumplido esos requisitos, aunque en esta ocasión la irrupción de Amaiur en la contienda electoral puede causarle la pérdida de algún escaño y quedarse por debajo de cinco, según lo que pronostican las encuestas. SIGUE
La obtención de grupo propio suele tornarse más díficil para las demás formaciones minoritarias. Por ejemplo, la última vez que Izquierda Unida pudo formar grupo por sí misma fue en el año 2000. Los sondeos apuntan que ahora podría recuperarlo al sumar más de cinco actas y superar el 5 por ciento de sufragios estatales.

En el caso del Senado, el Reglamento se limita a establecer que son necesarios diez parlamentarios para formar grupo propio, aunque luego el número puede reducirse, pero en ningún caso podrá quedarse por debajo de seis. En la Cámara Alta no se ofrecen otras posibilidades, de porcentaje de voto por circunscripción, de manera que el Grupo Mixto ha ido creciendo de tamaño en las últimas legislaturas formado por senadores de pequeños partidos autonómicos.

La constitución de los grupos parlamentarios debe ser aprobada por las Mesas de las Cámaras, respectivamente, y ha de llevarse a cabo en los cinco días siguientes a la constitución de las Cortes Generales, que tendrá lugar el próximo 13 de diciembre.

Tener grupo propio supone grandes ventajas políticas, económicas y de medios. Así, la formación que cuenta con grupo tiene garantizado al menos un representante en todas las comisiones parlamentarias, y en la Diputación Permanente, así como voz propia en la Junta de Portavoces y capacidad para intervenir en todos los debates en igualdad de condiciones, mientras que dentro del Grupo Mixto hay que repartirse tiempos de intervención y asientos en las comisiones.

En las sesiones de control, tener grupo propio posibilita entrar en los cupos de preguntas e interpelaciones al Gobierno, así como ventajas a la hora de incluir sus proposiciones no de ley en los plenos, pero en el Grupo Mixto todo ese 'pedazo de tarta' debe distribuirse a partes iguales.

En el plano económico, por ejemplo, durante la anterior legislatura las fuerzas políticas que se constituyeron en grupo recibieron una subvención fija de 12.000 euros mensuales y otra variable, en función del número de diputados componían el grupo, que ascendía a unos 1.200 euros mensuales por escaño. Obviamente, tener grupo propio permite a una formación política disponer de esas subvenciones íntegramente, mientras que, estando en el Grupo Mixto, se han de repartir las cuantías con el resto de componentes.

Tanto en 2004 como en 2008, Izquierda Unida se aseguró el requisito de los cinco diputados aliándose con otros partidos. En 2004 sumó a sus tres escaños los dos que logró con ICV, con la que concurría, como ahora, en coalición en Cataluña. Juntos sumaban un 4,96 por ciento de los votos, pero pudieron constituirse en grupo tras lograr que también se les computaran los votos logrados en las circunscripciones donde concurrían en otras coaliciones.

Precisamente para evitar ese problema, este año Izquierda Unida ha optado por registrar una coalición estatal con todos los partidos de ámbito local con los que concurre en distintas circunscripciones. Así se garantiza que la Junta Electoral considerará a esta formación como una única coalición nacional y le computarán como suyos todos los sufragios que obtenga.

El sistema de doble requisito implica que no basta con el número de diputados. En 2008, IU-ICV formó grupo uniendo sus dos diputados a los tres de Esquerra Republicana; juntos sumaban cinco escaños pero sólo llegaban al 4,97 por ciento de los sufragios, por lo que se les adhirió el BNG que, tras formalizarse la constitución del grupo parlamentario, se pasó al Mixto.

Y en 2004, ERC había logrado 8 diputados pero no llegó al 15 por ciento de los votos en Barcelona, porcentaje que rebasó en las otras tres circunscripciones catalanas. Aún así pudo formar grupo, pero el PP protestó ante el Tribunal Constitucional.

También se ha dado el caso de que los partidos pidan prestados diputados a otros grupos para poder constituir el suyo. En 2004, por ejemplo, Coalición Canaria sólo logró tres escaños, pero había superado la barrera del 15 por ciento de los votos en sus dos circunscripciones. Aquella vez CC recibió ayuda del PSOE, que le cedió a sus dos diputados por Toledo para sumar los 5 diputados necesarios. Cuatro años antes había sido Unión del Pueblo Navarro (UPN) la que le prestó parlamentarios. Estos diputados cedidos se integran después en los de sus respectivos partidos.

En el Grupo Mixto recalan todos los que no se han adscrito a un grupo propio. Tras los comicios del 9 de marzo de 2008 se integraron ahí los dos diputados del BNG, otros dos de Coalición Canaria y los representantes de UPyD y Nafarroa Bai, con un escaño cada uno. Después, cuando el PP rompió con Unión del Pueblo Navarro (UPN), los dos diputados que permanecieron en filas foralistas también pasaron a engrosar el Mixto. En estas elecciones PP y UPN han recuperado su alianza, pero con el compromiso de que los navarros no se integrarán en el Grupo Popular para ser más visibles.

En el caso del Senado también son habituales los préstamos de parlamentarios. En la legislatura que termina, han sido varios senadores del PSOE los que han pasado a formar parte del grupo nacionalista que formaban el PNV y el BNG y del de CiU, para permitirles alcanzar los diez miembros que exige el Reglamento.

Los representantes del resto de formaciones minoritarias, sin embargo, estaban tan lejos de esa cifra que se tuvieron que integrar en el grupo mixto, que acabó formado a lo largo de la legislatura por representantes de Coalición Canaria, por tres socialistas de las Islas Baleares, una senadora de UPN, otro del PAR, el senador autonómico de Navarra, que era independiente, y tras las autonómicas, por un senador autonómico del Foro Asturias.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?   Si (2)   No(0)
1/1
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Comenta esta noticia



Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Noticias y Deportes Guadalajara
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | Hemeroteca | Búsquedas | | EN PORTADA | OPINIÓN | GUADALAJARA | CASTILLA-LA MANCHA | DEPORTES | TENDENCIAS | MOTOR | Quiénes Somos | Aviso Legal | PASATIEMPOS | HOROSCOPO | [ RSS - XML ] | Política de cookies
Guadanews S.L.
C.P: 19001 - Calle Francisco Cuesta Numero 9
España / Guadalajara Contacto
Cibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Gestor PDF Digital EditMaker 7.2.0.1